Desmantelan un cultivo de 1.400 plantas de marihuana en Valencia: el medicamento se distribuye por toda Europa

Agentes de la Policía Nacional han desarticulado un grupo criminal dedicado al cultivo de extensiones de plantaciones de marihuana, en concreto hasta 1.400 plantas, en las provincias de Valencia y Castellón con su posterior distribución en varios países de la Unión Europea. La operación policial se desencadenó con la detención de cuatro hombres de origen búlgaro, de entre 37 y 42 años, como autores de los delitos de tráfico de drogas, fraude de fluidos eléctricos y pertenencia a grupo criminal, según la policía nacional. en un comunicado de prensa. Las investigaciones comenzaron en noviembre, cuando se conoció que dos personas presentes en Sagunto (Valencia) se dedicaban al cultivo de marihuana. Según diversos estudios, los agentes localizaron una finca rústica en este municipio y un edificio en el distrito industrial de Villarreal (Castellón) que podría albergar plantaciones de marihuana. MÁS INFORMACIÓN Aviso No “Les narcos nos han perdido el miedo”: policías y guardias civiles ya son profesionales de la seguridad. Los investigadores están registrados en otros lugares, donde se encontraron con dos cultivadores. Uno de ellos, Sagunto, se encuentra en fase de secado, mientras que Villarreal se encuentra en fase de crecimiento. En total, los agentes intervinieron 1.400 plantas de marihuana, 41 kilos de marihuana seca, diversos elementos utilizados en el cultivo y procesamiento de esta droga, 1.300 euros y los vehículos. En esta operación policial fueron detenidos cuatro hombres de origen búlgaro como autores de los delitos de tráfico de drogas, defraudación de fluidos eléctricos y perjuicio para grupo criminal. Los arrestados, de tres orígenes políticos, tomaron una decisión judicial decretando el ingreso en prisión para tres de ellos.