García Montero repitió en el Instituto Cervantes: «Existe una derecha que dice que la cultura chupa del bote. No es verdad»

Actualizado

El director ha retomado su labor desde 2018 ante su Patronato, presidido por los Reyes y Pedro Sánchez.

Luis García Montero.JAVI MARTÉNEZ
  • España en 2023 600 millones de habitantes
  • Irn No es difícil aprender español.

El director del Instituto Cervantes, Luis García Montero, anunció que fue informado de la intervención de su ministro, José Manuel Albares, para continuar con el transporte durante la próxima legislatura. “El ministro me dijo ‘continuamos’ y sentí la respuesta”explicó García Montero.

El Cervantes, la institución estatal dedicada a la enseñanza de la lengua española en el exterior, celebró esta semana la reunión anual de su Patronato, con presencia de los Reyes de España, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, la ministra Albares y sus compañeros de Educación y Cultura, Pilar Alegra y Ernest Urtasun, respectivamente. Ante el Ayuntamiento, la dirección del Instituto se encargó de los medios para sintetizar su contenido, que García Montero plantó como resumen del trabajo que realizó durante la pasada legislatura.

Para saber más

Los datos del director del Cervantes son optimistas: las transferencias previstas del Estado al Instituto serán de 81 millones de euros en 2023, un 25% más que las de 2018, pero inferiores a los 90,3 millones de 2009. El Instituto mantiene una cifra aún mayor capacidad de autofinanciamiento estable, del 40% de su presupuesto, y, entre otras cosas, una suma extraordinaria de 20 millones de dólares anteriores provenientes de la PÉRDIDA de la Nueva Economía del Idioma. Este ingrediente está permitido. amplía tu oferta educativa online y crea el Observatorio de España. El Cervantes espera amplificar la transmisión que supone lo que viene de los 91 millones.

Y otros datos importantes: el número de actividades realizadas para promover las lenguas cooperativas de España aumentó un 225% en esta legislatura.

“Mi primer acto como director del Cervantes fue un viaje a Bruselas”, explica García Montero. «Estoy muy sorprendido porque el centro de la ciudad no me recibe en su momento del edificio que usted había conocido en visitas anteriores. Le explico que Cervantes quería vender este edificio al gobierno de Etiopa para cuadrar sus presupuestos». Este ejemplo, según el director del Instituto, contrasta con el panorama actual. El Cervantes inauguró sus primeras plazas desde el gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. Salt, Dakar y Los Ángeles Están los centros Cervantes, que también se han extendido a su red en otras ciudades a través de ampliaciones y convenios de colaboración. La planta del Instituto se estabilizó y creció poco después de registrar un 16% debido a la crisis y la situación de sus empleados. de segundo, todo aquel que no tenga contrato español está en proceso de regularización. La actividad cultural está en auge y el número de exalumnos está aumentando a niveles prepandémicos. En el último curso, Cervantes contó con 132.776 alumnos, un 12% más que el anterior.

¿Recetas educativas? primero, amplificador El número de pasos que se pueden ofrecer a España como firma en sus programas educativos.; En segundo lugar, podrá formar suficientes profesores de español para ello y mejorará los contenidos de la formación en rojo; y en tercer lugar, ampliar la exigencia de certificados de nivel, que impide que la lengua española aparezca en los programas pero sea considerada por nuestros antiguos alumnos como una firma irrelevante, «un estanque».

García Montero considera que Cervantes tiene muchas cosas con pocos medios. Compárese su presupuesto anual (143 millones de euros) con el inverso que recibe sus equivalentes en otras lenguas: tanto la Alianza Francesa como el Instituto Goethe reciben más de 300 millones de sus Gobiernos. El director del Instituto dio una conferencia ideológica ante esta desigualdad: “Existe una costumbre de desprecio por la cultura, que es patrimonio del pueblo. Hay una derecha que dice que la cultura chupa del bote. No, es verdad, Nadie Chupa del Bote.. Estoy en contra de todo amiguismo como también estoy en contra de toda forma de censura”.